Buscar en LA ABEJA:

Lunes, 19 de Febrero 2018


Frase Cabecera 245px

Correccion Agustin Laje Grande

0022457131

Escribe: Agustín Laje.- Algo se rompió con el caso de Fernando Gabriel Pastorizzo, el joven de 20 años de Gualeguaychú que fue asesinado a balazos por Nahir Galarza, su novia, de 19. Ese algo son los fundamentos discursivos de una ideología que aleccionaba como dogma, desde cátedras, política y medios de comunicación, que la llamada “violencia de género” se circunscribía a situaciones en las que la mujer era necesariamente la víctima de un hombre violento.

Se nos decía, en efecto, que una mujer no podía ejercer violencia de género contra un hombre; una especie de imposibilidad ontológica se lo impedía. Bien porque la mujer es buena por naturaleza —en una suerte de vulgar feminismo rousseauniano, si vale el oxímoron—, bien porque una entelequia llamada “patriarcado” está en la base de toda relación entre los sexos y, por consiguiente, es el hombre el que necesariamente detenta un poder desproporcionadamente mayor al de la mujer en todos los casos.

Leer más...

mat a tu novio

Escribe: Agustín Laje.- “Matá a tu papá y a tu novio y a tu hermano”. Se trata de una de las tantas consignas pintadas en las paredes de edificios públicos y privados chaqueños por las militantes feministas que participaron del 32º Encuentro Nacional de Mujeres. La frase complementa muy bien a otras ya conocidas, como “muerte al macho”, “abortá al hombre”, “María abortó a Jesús”, “Somos malas, podemos ser peores”, “Abortá la heterosexualidad”, “Hetero muerto abono para mi huerto”, “Hacete torta la vida es corta”, etcétera. Y expresa muy bien, por otro lado, el cierre de la convocatoria: brutales agresiones contra hombres que de manera pacífica pusieron sus cuerpos frente a la Catedral que pretendía ser incendiada.

La violencia del Encuentro Nacional de Mujeres ya no sorprende a nadie: se ha vuelto un clásico en nuestro país. Lo que sí sorprende es la poca capacidad crítica respecto de lo que año a año se reitera de manera sistemática: ¿la violencia es consustancial al movimiento en cuestión, o apenas una manifestación accidental? Muchos dirán, en efecto, que estos “excesos” no representan el espíritu del encuentro, pero lo cierto es que cada año el exceso se vuelve más excesivo, y la autocrítica brilla por su ausencia.

Leer más...

lajeghkuf

Escribe Agustín Laje.- La política emerge de las grietas. Por eso el “fin de la historia” es, al mismo tiempo, el “fin de la política”: porque implica la resolución permanente de todo conflicto significativo que redunda en ese estadio “aburrido” y definitivo al que Fukuyama refería, o bien al “reino de la libertad” de la sociedad sin clases que Marx profetizaba como última fase de su filosofía de la historia que, al prescindir de la propiedad, prescindía también de la política. Por ello, asimismo, posmarxistas como Chantal Mouffe o Ernesto Laclau reniegan de un mundo que sustrajo de la política su dimensión conflictual, atrofiando de tal suerte (según ellos) no sólo la democracia, sino la propia política.

Leer más...

terrorismo

Escribe Agustín Laje.- Decir que la mayoría aplastante de los atentados terroristas cometidos en el mundo son perpetrados por musulmanes no se llama “islamofobia”: se llama verdad2. Según los datos de la “Global Terrorism Database” de la Universidad de Maryland, entre el año 2000 y 2014, el yihadismo llevó adelante al menos 15.181 atentados en el mundo, acabando con la vida de aproximadamente 72.000 personas.[1]

No obstante, el desarrollo de ISIS (la más poderosa organización del terrorismo islámico del siglo) a partir de 2014, hizo disparar todavía más los guarismos. Solo en 2015, la cantidad total de atentados terroristas en el mundo ascendió a 18.987; en 2016 el número arribó a 24.202 según datos del Jane’s Information Group, siendo precisamente ISIS el responsable de la mayor cantidad de ellos.[2]

La mayoría de los musulmanes no son terroristas, pero la mayoría de los terroristas sí son musulmanes. Es una verdad que a muchos incomoda, y prefieren caer en una estéril tautología que dice más o menos así: “el problema del terrorismo son los terroristas y no una religión”, lo cual equivale a decir que el problema del cáncer es el cáncer y no sus causales1. Semejante estupidez se ha hecho corriente en el sentido común de la culposidad occidental y su terror por “estigmatizar” y “ofender”, incluso a sus propios verdugos.

Leer más...

Actuall BusLibertadChile 100717 696x464

Escribe: Agustín Laje.- He leído, recientemente, comentarios y artículos de liberales chilenos negando la existencia de la ideología de género. Destaca entre ellos el de Luis Larraín, un economista a quien respeto mucho en el ámbito de la economía, pero que según mi humilde juicio carece de fundamentos, en un terreno ajeno al suyo y que por ende lo aborda desde la doxa, cuando afirma que “la ideología de género, si hemos de ser honestos intelectualmente, no existe”.

Si hemos de ser honestos intelectualmente, lo primero sería ofrecer, al menos, una discusión teórica de lo que llamamos ideología, y luego recién afirmar que no existe en virtud de argumentos bien explicitados. Ni la una ni la otra aparecen, no sólo en el artículo de Larraín, sino en ninguna de las aseveraciones de un liberalismo completamente desorientado en lo que hace a las luchas culturales que exceden a los marcos conceptuales de la vieja izquierda marxista o socialdemócrata.

La única razón que ofrece Larraín, en efecto, es que la ideología de género no existe porque “Nadie la ha formulado, establecido sus premisas ni desarrollado sus postulados”. Por supuesto que nadie ha adoptado el lugar de “ideólogo del género”, del mismo modo que ningún pensador marxista se asume “ideólogo marxista”, por ejemplo. ¿Quién podría decir: “heme aquí, yo cree la ideología de género”? El argumento es absurdo. Lo que ha habido son innumerables cientistas sociales y filósofos que han ido dando forma a lo que hoy llamamos “ideología de género”. Probablemente en Simone de Beauvoir, “no se nace mujer: llega una a serlo”[1], se encuentre la raíz de la cuestión.

Pero el desconocimiento que cada quien tenga sobre la materia no habilita a decretar que no existe. Además de De Beauvoir, podríamos mencionar a Wittig, Firestone, Green, Eisenstein, Money, Reich, Kinsey, Foucault, Millett, Buttler, y, para ser justos, un inacabable etcétera. Quien no haya estudiado la cuestión, no puede aseverar, sin más, que no existe porque él no la estudió.

Lo más importante, no obstante, para determinar si la “ideología de género” existe o no, es discutir qué alcance tiene la noción de ideología. Lo primero a decir es que sus orígenes se encuentran en la Ilustración, cuando “ideología” significaba el estudio científico de las ideas humanas, aunque rápidamente devino en una materia vinculada a la sociología del conocimiento, muy bien representadas por el pensamiento de Karl Marx o de Karl Manheim[2].

Leer más...

Col arriba
Correccion Disenso
Columna Contra MundumCol genealogia peruana
Columna Navegando
Columna PinceladasCol 002
Columna 09
Columna Patrimonium
Columna 11Col Dario Enriquez chico
Col Mirada legalCol 04Col Manifesto
Col morrocotudo
Col Ganzalez
Col A primera vistaCol 001Columna Pepe LaddCol dardo en el blanco
Col El higadoCol Libertad bajo palabraCol ElvisCol Homenaje RecuerdoCol 01
Col A tempo
Columna 14
Col La otraCol 02Col B CriolloCol Peruano AColumna 16Correccion Sin sendero
Col Aldea VCol 05Col Desde el solar trujillanoColumna 17Col CEPCol ENTREVISTASCol Varios

EXTRANJEROS TITULO
Extranjeros 01Correccion Pensando en voz altaCol boliviano
Extranjeros 02
EXTRANJEROS LechinCol Rusa sin BanderaExtranjeros 04Col Cubano 06Correccion Agustin LajeExtranjeros 05
Extranjeros 06
Extranjeros 07Col Venezuela futura
Extranjeros 08
Extranjeros 09Correccion Carlos Sanchez BerzainCol 03 CubanoExtranjeros 10

Si desea...

Identificarse Registrar

Login

Usuario
Password *
Recordarme

Crear una cuenta

Los campos marcados con un asterisco (*) son obligatorios.
Nombre
Usuario
Password *
Verificar password *
Email *
Verificar email *