Buscar en LA ABEJA:

Domingo, 19 de Agosto 2018


Frase Cabecera 245px

LA ABEJADICARSE DE LA POLITICA

Escribe: Darìo Enríquez.- Un proyecto de Ley propuesto por el congresista Mauricio Mulder establece que sólo puedan ser candidatos aquellos que tengan al menos tres años de militancia en el partido o movimiento correspondiente. Esta propuesta, que está impregnada de un sentido tal que resulta imposible oponerse, ha encontrado resistencia en aquellos que al parecer esperar cómo se juegan las proyecciones electorales para “apostar a ganador” montado en una carreta que les permitirá ser elegidos gracias al malhadado voto preferencial.

La falsa formalidad de los llamados partidos “vientres de alquiler” no sólo favorece, estimula y da incentivos a quienes se aventuran en la política y juegan el “tin-marín-de-do-pin-güé” con las diversas opciones que el mercado de pulgas electoral les ofrece. Pulgas que luego son pulgones, garrapatas y hasta vampiros. Esa falsa formalidad termina destruyendo lo poco consolidado en nuestra institucionalidad política. Si se revisa el sucio historial de comepollos, robacables, mataperros, planchacamisas, lavapiés, nanagratis, compratítulos, cuidalocales, plagiarios, etc., estos responden justamente a personajes que están en la línea de los que con todo el empacho del mundo declaran pocas semanas antes de inscribirse en el proceso electoral: “estoy evaluando varias propuestas”. Son los que se suben al carro que puede conducirlos a la soñada curul, aunque muchos otros suelen “equivocarse” y apuestan por el que al final “se desinfla”.

No se trata de “evaluar” mejor. Ni siquiera el trabajo que se tomó en Fuerza Popular para evaluar a los posibles candidatos, pudo impedir que indeseables ingresaran al Congreso. El partido mayoritario del actual Congreso tiene que rendir explicaciones claras a los ciudadanos, deslindar de esos indeseables y asumir su grave responsabilidad. La falsa formalidad ofrece una serie de posibilidades a pícaros y trúhanes para que, acudiendo al enorme aparato de falsificación de documentos -léase azángaros y azangaritos- se presente no sólo estudios primarios, secundarios y universitarios, sino hasta maestrías y doctorados que no existen. Sin contar el pase por empresas que nunca existieron o en las que nunca trabajaron, pero cuya evocación sirve para tener un curriculum vitae bastante nutrido. No se puede evaluar candidatos políticos con la visión de una agencia de empleos. Lo más grave es que estos documentos, en diversos trámites que se realizan ante instancias del Estado, ni siquiera debería ser necesario que se presenten. El Estado tiene toda esa información, tanto de estudios como de trabajo, pero nos atosiga con el pedido de documento oficial tras documento oficial (favoreciendo el florecimiento de una gran industria de falsificación), cuya información ese mismo Estado tiene, posee y resguarda, pero que es absolutamente incapaz de consultar, comparar y confrontar en forma eficaz y oportuna dentro de sí mismo.

La presentación de ese proyecto es tardía para regir las elecciones municipales y regionales que se avecinan en los próximos meses. Pero sí podrá aplicarse en todo rigor para las elecciones presidenciales del 2021. Hay incluso connotados miembros visibles de partidos o movimientos políticos que no son militantes, usando y abusando la figura del “invitado”. Incluso se ufanan de una falsa “independencia”. Quien quiera hacer política y pretenda cargos políticos, debe asumir la responsabilidad de inscribirse en un partido o movimiento político. Sin embargo, este buen proyecto que exige tres años de militancia para participar de una elección es insuficiente. Debemos ir al sistema de elección de congresistas por distrito electoral uninominal y que los candidatos a presidente también puedan postular a una curul bajo la lógica del distrito electoral uninominal. De ese modo se acabaría con esa nociva figura que se llama “voto preferencial”.

Podemos ir incluso un poco más allá. Como se acostumbra en democracias avanzadas, los ministros deben escogerse de entre los congresistas elegidos por sufragio universal. Debemos poner fin a la sempiterna costumbre de tener como ministros a los “amigotes” del presidente y dudosos “recomendados”. Quienes quieran hacer política como ministros, debe ser sometidos al veredicto electoral. También tendríamos el efecto positivo de que los partidos llevarían como candidatos a “ministeriables”, de otro modo sus posibilidades de “formar gobierno” se reducirían. ¿Cómo haríamos para tener técnicos no elegidos por voto popular en los ministerios? Fácil. Si se quiere nombrar ministro a alguien que no es congresista, pues rápidamente se llama a elecciones sólo en el distrito electoral uninominal donde vive el candidato a ministro y será el pueblo mismo quien decida si lo acepta o rechaza. Por otro lado, si el “técnico” no desea someterse al veredicto popular, hay muchos viceministerios, direcciones y jefaturas donde sería muy apreciada su labor “técnica”, previa evaluación objetiva, pero la posición de ministro es política y debe ejercerse como tal.

Col arriba
Correccion Disenso
Columna Contra MundumCol genealogia peruana
Columna Navegando
Columna PinceladasCol 002
Columna 09
Columna Patrimonium
Columna 11Col Dario Enriquez chico
Col Mirada legalCol 04Col Manifesto
Col morrocotudo
Col Ganzalez
Col A primera vistaCol 001Columna Pepe LaddCol dardo en el blanco
Col El higadoCol Libertad bajo palabraCol ElvisCol Homenaje RecuerdoCol 01
Col A tempo
Columna 14
Col La otraCol 02Col B CriolloCol Peruano AColumna 16Correccion Sin sendero
Col Aldea VCol 05Col Desde el solar trujillanoColumna 17Col CEPCol ENTREVISTASCol Varios

EXTRANJEROS TITULO
Extranjeros 01Correccion Pensando en voz altaCol boliviano
Extranjeros 02
EXTRANJEROS LechinCol Rusa sin BanderaExtranjeros 04Col Cubano 06Correccion Agustin LajeExtranjeros 05
Extranjeros 06
Extranjeros 07Col Venezuela futura
Extranjeros 08
Extranjeros 09Correccion Carlos Sanchez BerzainCol 03 CubanoExtranjeros 10

Si desea...

Identificarse Registrar

Login

Usuario
Password *
Recordarme

Crear una cuenta

Los campos marcados con un asterisco (*) son obligatorios.
Nombre
Usuario
Password *
Verificar password *
Email *
Verificar email *