Buscar en LA ABEJA:

Lunes, 20 de Noviembre 2017


Frase Cabecera 245px

felix

Escribe.- Jeannette Padilla*.- Cuando escribir es un placer, se debe esperar a que la musa inspiradora llegue y ella, cual lluvia refrescante, aparece en el momento más inesperado. Efectivamente así fue en este caso. Divagando cuál sería el tema de mi próximo artículo, pues tengo varios en carpeta, elegí éste, del que voy a hablar, más bien a escribir, obre la llamada Diva de México, María Félix.

Nada más oportuno que hablar de una mexicana brillante, conocida como María la bonita, en momentos en que México requiere aliento y fuerza. Sin ningún lugar a duda, si estuviese viva y joven, ella estaría liderando a su pueblo para rescatar, alimentar o cobijar a los mexicanos sin casa y con dolor de pérdida, en algunos casos. Con fuerza y coraje, que los tenía...no como lo hacen los llamados políticos. Tibiamente.

¿Por qué hablar de ella? Simplemente porque es parte del pueblo, pudo haber sido una más, pero ella eligió buscar la excelencia y dejar su huella.

 

Luego de su rutilante paso por el cine, se esforzó para hacer conocer al mundo de lo que eran y son capaces los mexicanos. Le gustaba hablar de los indígenas, de su folclore y criticaba abiertamente a los políticos que no cumplían su trabajo a cabalidad, estaba pendiente de su México a pesar de vivir en Francia. La vida le abría los caminos, más bien, ella los buscaba, pues tenía un extraordinario olfato para ubicarse en el lugar y con la compañía precisa. Un claro ejemplo fue el apoyo a la colección de cuadros de uno de sus últimos admiradores, Antoine Tzpoff, sobre los indios mexicanos... ¡Espectacular! Un par de ellos destacan en este artículo. María era indomable, por eso la vida la llevó a tener todo lo que quiso. A la muerte de su tercer esposo, fue dueña hasta de una cuadra de caballos campeones en los muy famosos Derby en Francia (su segundo hogar). Y lo hizo con esa fuerza arrolladora que la caracterizaba. Tuvo caballos ganadores, ella sólo iba por el triunfo...Mirando esta mañana una retrospectiva de su vida, re-descubrí a este personaje tan fascinante y con el cual me identifico en algo, o en mucho. Viendo un cortometraje que ha salido a la luz, imagino hace poco, en el que se narra un hecho particular de su vida. Uno de tantos que ella protagonizara fuera de la pantalla. Ella era una estrella rutilante y estaba convencida de ello, tanto así que lo proyectaba y el mundo caía rendido ante su embrujo.

Resulta que en esta ocasión, María, ya entrada en años pero sin dejar de ser el símbolo del empuje de la mujer en general y en este caso muy particular el de la mujer mexicana y latinoamericana, es invitada a la inauguración de un museo en uno de los estados de esta gran nación. El Alcalde, que quiere cuidar a su invitada de lujo, decide escoger una casa de familia, para que sea su residencia temporal. Esta familia conformada por padre, madre un niño de aproximadamente nueve años y una jovencita, Agatha, de unos quince (que sí había seguido su trayectoria y era raro porque los jóvenes en la actualidad poco se enganchan con lo verdaderamente importante, leen menos, su manía es con el celular) se ven de repente, trastornados por la fuerte presencia de la Diva.

La adolescente irreverente, es la coprotagonista de esta historia pues ella sueña con ser eternamente bella como María Félix.

Luego de su llegada, una noche, Agatha, preparando unos tacos, se encuentra con María en la cocina, quien le pide unos bocadillos para ella y su compañero Antoine, a lo cual la adolescente le responde con soberbia y desparpajo, como lo hacen todos a su edad: ¡Yo vivo en esta casa, no soy empleada! Si quieres comer, ahí tienes el refrigerador. María, que cuando quería algo, también sabía ser sutil, le ruega, y la adolescente accede finalmente. Te daré mis tacos, si tú, a cambio, prometes revelar el secreto de tu eterna belleza. María recibe los tacos y se escabulle de la cocina, dejando a la adolescente atónita.

Al día siguiente van a la ceremonia de inauguración en la Alcaldía. Una vez terminada, María, sale del recinto evadiendo a la prensa y le pide a Agatha, ir a dar un paseo en el carro. Al subirse, la grabadora del mismo le ordena “ponerse el cinturón de seguridad” a lo que la Doña contesta: “A mí, nadie me da órdenes, menos aún, una grabadora de carro”, reflejando así el carácter que fue un distintivo de su personalidad.

Las dos mujeres de diferentes generaciones, van juntas, como es usual entre amigas, a una cafetería primero. Cuando el pueblo la descubre, se vuelca en atenciones hacia ella, y al final termina bailando, con puro en mano, acompañada de alguna pieza musical del extenso folclore mexicano. Ella estaba alegre, el entorno también. Continuaron el paseo hasta que volvieron a casa. Ese es uno de los secretos, ¡La alegría constante! María fue reinventándose a través de los años, y a conveniencia.

Luego del tiempo que pasa inclemente siempre, llega el momento de partir. A la despedida no sale Agatha, la adolescente. María, desilusionada, va en su búsqueda y la encuentra en la cocina: La Diva le increpa: ¿Estás molesta? ¿Por qué no sales a despedirme? Ah, es que no he respondido según tú, a darte la receta de la eterna belleza. ¡Niña tonta! Te regalé más que eso, te di un día entero conmigo para que entiendas que el secreto. Se inicia en la planta de los pies, en la forma airosa como caminas. ¡No basta ser bella! Hay que ser interesante, saber conversar y conquistar con encanto, esa es la clave. Otro de los secretos, quizá el más importante, está en el amor por todo lo que se hace, empezando por el amor a uno mismo. He ahí una gran verdad. María no fue nunca una mojigata, vivió y disfrutó libremente. Nadie puede ni debe juzgarla por ello... solo Dios.

Pero inteligente como fue, aprendió de la vida lo mejor y le sacó partido, descubrió que hacer las cosas con amor y entrega total, dan como resultado un entorno positivo, prosperidad, riqueza, belleza. Muy seguramente eso lo aprendió en casa, junto a sus padres y a sus hermanos, pues vino de una numerosa familia católica de clase media. Familia que sustenta el catolicismo en el mundo. Notemos algo profundo: María Félix trató casi siempre de cumplir con la sociedad y con los códigos morales, pues prefería no convivir como una amante. Se casaba por el respeto que eso significa. Sólo aquellos que nacen en un entorno con principios lo cultivan. Después se hacen respetar. Aunque ella, hábilmente siempre llevó el agua hacia su molino, pero dejó huella. Hoy hay pocas mujeres con ese encanto. ¡El igualitarismo las está aniquilando!

A pesar de su carácter, desenfado y lengua bastante picuda, como ella mismo decía, La Doña innegablemente hizo cosas muy meritorias. Representó a México con garbo; fue muy disciplinada. Creó un gran personaje, en el cuál se enfundaba cada mañana, principalmente al salir, dejando a su paso una gran estela de glamour y savoir faire.

Todo lo hizo casi perfecto, su paso por la pantalla grande es inmortal. Su garbo al caminar, al mirar con esos ojazos tan latinos, su presencia femenina, su fuerza al hablar. No es raro entonces que surja el amor de otros hacia ella. Pues quien siembra con amor...

Uno de los más destacados, fue Agustín Lara, el cantor de México, quien le escribió varias canciones, pero sin duda, María Bonita, es una de las más bellas, la cual era interpretada cada vez que ella hacía su triunfal entrada a cualquier lugar.

¿Cuál de las llamadas estrellas de estos tiempos es recibida así, como una Dama, como una Diva, o como simplemente una mujer, con delicadeza y amor? Nadie. Ya no existe ese nostálgico trato. Es que hombres y mujeres se han vulgarizado en su mayoría y por consiguiente, reciben lo que siembran.

María Félix no sólo fue bella, amó profundamente y con pasión cada minuto de vida y lo disfrutó y a su paso, quedó grabado el imperecedero encanto de María bonita...

¡Con amor a México que se levantará porque tiene hombres y mujeres con alma de guerreros!
¡Con amor a las nuevas generaciones a quienes debemos ayudar a buscar y encontrar su verdadera identidad para sobresalir de la mediocridad! Y sobre todo, a quienes debemos de cuidar de trampas atroces como la ideología de género.

 

(*) Desde Ecuador

 

Col arriba
Correccion Disenso
Columna Contra MundumCol genealogia peruana
Columna Navegando
Columna PinceladasCol 002
Columna 09
Columna Patrimonium
Columna 11Col Dario Enriquez chico
Col Mirada legalCol 04Col Manifesto
Col morrocotudo
Col Ganzalez
Col A primera vistaCol 001Columna Pepe LaddCol dardo en el blanco
Col El higadoCol Libertad bajo palabraCol ElvisCol Homenaje RecuerdoCol 01
Col A tempo
Columna 14
Col La otraCol 02Col B CriolloCol Peruano AColumna 16Correccion Sin sendero
Col Aldea VCol 05Col Desde el solar trujillanoColumna 17Col CEPCol ENTREVISTASCol Varios

EXTRANJEROS TITULO
Extranjeros 01Correccion Pensando en voz altaCol boliviano
Extranjeros 02
EXTRANJEROS LechinCol Rusa sin BanderaExtranjeros 04Col Cubano 06Correccion Agustin LajeExtranjeros 05
Extranjeros 06
Extranjeros 07Col Venezuela futura
Extranjeros 08
Extranjeros 09Correccion Carlos Sanchez BerzainCol 03 CubanoExtranjeros 10

Si desea...

Identificarse Registrar

Login

Usuario
Password *
Recordarme

Crear una cuenta

Los campos marcados con un asterisco (*) son obligatorios.
Nombre
Usuario
Password *
Verificar password *
Email *
Verificar email *